Porsche Design Studio y el Fearless 28

0
352
Foto. Fearlessyatch.com

Estamos en pleno verano, y como suele ser habitual en esta época, las calas y los puertos de las poblaciones costeras y de las islas se conviertan en destinos veraniegos para muchos. Al mismo tiempo es habitual acercarse al mar y ver un movimiento inusual de barcos, veleros y otras embarcaciones de recreo navegando y aprovechando el clima veraniego. A muchos de estos destinos se puede llegar en Porsche, por carretera evidentemente, pero a partir de ahora, si queréis seguir leyendo, deberemos dejar de lado el calor y la dureza del asfalto y olvidarnos del olor a neumático quemado y a las curvas de un puerto de montaña para adentrarnos en la libertad que supone navegar por alta mar desde el punto de partida, independientemente del rumbo que se quiera tomar en cualquier momento de la travesía, para llegar hasta el punto de destino, porque aún sin dejar Porsche continuaremos este viaje por mar de la mano de Porsche Design Austria y el fabricante de Yates Fearless, con sede en Miami.

Foto: Porsche Design

De esta unión nació a principios de 2007 el Fearless 28, con la que sus creadores nos invitaban a ampliar el concepto diseño, confort, potencia y lujo, destinado a esa clase de clientes que solo buscan lo mejor. Pocos son los yates y lanchas motoras que tengan una estrecha relación con algún automóvil en concreto, pero en el caso del Fearless 28 lo primero que salta a la vista son las dos jorobas que proceden del habitáculo, que bien guardan un cierto parecido a los modelos Speedster de Porsche, y más concretamente al Carrera GT (Tipo 980, de 2003-2006) con las rejillas tipo nido de abeja que cubren el motor.

Foto: Boats.com

Y ya que mencionamos la parte mecánica, un dato que sorprende de buenas a primeras, tratándose de un producto de Porsche Design, es que el corazón que le da vida es el motor v10 de un Dodge Viper. Quizás hubiese sido demasiado caro proveerlo del mismo propulsor del 980 Carrera GT, o porqué este proyecto empezó una vez terminada la producción del Carrera GT, o quizás por la escasez del mismo al tratarse de una edición limitada a 1.270 unidades, pero teniendo en cuenta que el fabricante de este yate se encuentra en Miami, podemos pensar que algo de lógica puede tener que esté animado por un V10 de fabricación americana de 550cv, aunque eso si, específicamente rediseñado por Porsche para la ocasión. El modelo es capaz de alcanzar velocidades de hasta 80 mph y tiene un alcance de 164 millas a una velocidad de crucero de 40 mph.

Claro está que el trabajo de Porsche no termina en su poderoso motor, y la huella de Porsche Design Studio se deja ver en todos los demás aspectos. Roland Heiler, CDO de Porsche Design desde 2004 hasta la actualidad, indicó en su momento que el diseño de este tipo de Yates es muy parecido a como se diseña un automóvil. De este modo nos encontramos con un yate hecho con materiales comunes en las embarcaciones ligeras como son la fibra de vidrio, utilizándose fibra de carbono para reforzar la rigidez del casco y obteniendo un conjunto estructural de peso contenido, que sumado a la ausencia de costuras entre el casco y la cubierta le dan un aspecto mucho más estilizado que realza su carácter y su estilo deportivo, así como los detalles en madera de Teca. La forma del casco en V profunda y su doble paso aseguran la comodidad de los pasajeros a la vez que mantienen la velocidad y la maniobrabilidad.

«El lujo de poseer un Fearless Yacht solo podría compararse con el estilo de vida del jet set internacional James Bond». Jeffrey Binder, CEO de Fearless Yachts.

Foto: Porsche Design

El parabrisas de perfil bajo, que podría recordarnos a los modelos Speedster de Porsche, protege a los navegantes del fuerte viento y crea un ambiente cómodo y abierto para disfrutar del océano. El buque tiene una cabina original de diseño clásico con asientos para cinco personas, y los asientos delanteros son envolventes con unos prominentes pétalos laterales para sujetar a los tripulantes de manera optima. La hermosa madera de teca se usa como una superficie única y antideslizante sobre la escotilla del motor además de en su interior.

Aparte de de su elegante diseño y espacioso interior, el yate ofrece un sistema estéreo de alta gama, o si prefiere escuchar los sonidos del océano cuenta con la opción Silent Choice que reduce el sonido del motor.

En el tablero y cuadro de mandos de fibra de carbono también van recubiertos con cuero del mismo color que en el resto de tapicería, y en él se puede encontrar varias placas con el nombre de Porsche Design Studio que ya es una declaración de intenciones para este Speed Boat. En el tablero se encuentran las diferentes esferas que proporcionan los datos necesarios para la navegación y la información general de motor, temperaturas, rpm, velocidad, etc. y que recuerdan a la esferas típicas de los modelos 911. Todo ello equipado con un sistema de navegación GPS digital de la mano del prestigioso especialista en navegación marina Simrad.

El primer ejemplar de Fearless28 fue presentado en el Miami Boat Show en 2007, y en el momento de su presentación, fue nombrado por la prestigiosa revista Style & Design 100 de la revista Time, aclamado por la revista Hot Boat como «Best in Show» y halagado por la revista Powerboat. La producción fue estimada en 50 ejemplares por año, completandose en los años siguientes hasta 2010 con las versiones de 44 y 68 pies, siendo este Fearless 28 el más deportivo de este fabricante de yates.

Las prestaciones de este Speed boat de lujo de la mano de Porsche Design cuentan con una velocidad máxima de 80mph, un deposito de combustible de 340L que le dan una autonomía de 164 millas náuticas navegando a 40mph. Sus dimensiones de 27 pies, una manga ancha de 8 pies y sus 2,722kg de peso aproximado junto al motor V10 de 550cv (410kw) tenían un precio de salida en el mercado americano de 350.000$. En la actualidad se pueden encontrar de ocasión por un precio cercano a la mitad de su precio inicial. La unidad de Fearless28 a la venta y más cercana a nosotros la hemos localizado en un CV de embarcaciones en Ibiza. ¿Alguien se anima a darse un capricho para navegar por la costas este verano?